top of page

Estudiantes del Colegio de Bachilleres del Estado de Sonora (Cobach) del plantel Nogales 2, comprometidos con el cuidado del medio ambiente, instalaron un “Hotel para abejas solitarias”, a fin de proteger a esta importante especie.



El “Hotel para abejas solitarias” está hecho de madera, con orificios de diferentes tamaños en la fachada para que las abejas en tránsito ingresen sin dificultad a dejar sus larvas; la construcción tiene carrizo, zacate, piñas de pino y alambre que sirve de protección para que no se salgan los materiales de los que está hecho el albergue.


La posada para las abejas solitarias cuenta con especificaciones en sus dimensiones: Tiene una profundidad de 15 centímetros, está colocada sobre una base de madera (barrotes) de un metro de altura que es la recomendable y el hotel en sí mide 60 centímetros, construido en tres niveles y varía el tamaño de cada uno.


Las alumnas y alumnos inscritos en el programa E-Star (Estudiantes en Sistema de Trabajo Académico Resiliente) del Cobach, buscan preservar a las diversas variedades de abejas que perdieron su hogar a causa de la deforestación y el cambio climático, además de ayudar a aumentar la población del apreciado insecto.



Comments


facebook-messenger--v1.png
bottom of page