Por Roberto Bahena


Las prácticamente nulas prestaciones de calidad, como bonos, así como salarios acordes a los servicios prestados, es la principal razón por la que nuevos médicos no quieren incorporarse al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), consideró Javier Villarreal Gámez.


El secretario general de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) Sonora, argumentó que es por ello que la convocatoria que se lanzó en el IMSS para reclutar a más médicos especialistas, es meramente una ocurrencia.


"El tema no es la falta de convocatoria, el tema es que no hay interés en los médicos de incorporarse al Seguro Social porque el régimen de pensiones se reformó ya no les garantiza un retiro digno, entonces los que estaban del 2008 para atrás se jubilan con el 100% de su salario y del 2008 para acá la expectativa es un 30% que les da su afore, entonces en consecuencia por más que convoquen y convoquen, y si van a hacer las mismas condiciones laborales, no son atractivas”, apuntó.


El sindicalista aseguró que incluso ha platicado que debido a la inflación y las condiciones adversas de la economía, por lo menos se debería de agregar un bono de vida cara como el que se les da a los médicos del IMSS en Tijuana que equivale al 50% adicional a su salario.


"Así pudieran regresar los que se han ido, y no seguirse llendo los que piensan retirarse, esa es la verdad, no es falta de convocatoria, si preguntan cuántos atendieron la convocatoria, en el Seguro Social y son honestos, les van a decir que ninguno", manifestó.


Asimismo, reiteró que todos los médicos saben que hay 500 plazas vacantes, que el año pasado eran 300 y que van aumentando anualmente, por lo que realmente no son problemas de convocatorias, sino de falta de mejores sueldos y prestaciones.


En cuanto a la solución planteada con el Hospital Universitario que se instalará en el antiguo Hospital General, manifestó que es una solución a largo plazo, pues por lo menos tardaría 14 años en que salgan médicos nuevos calificados y los trabajadores no pueden esperar tanto tiempo.


"La verdad es que si bien va se van a escribir 50 de los egresados de medicina de la Universidad de Sonora, pero que tardarán tres o cuatro años en egresar como nueva generación, de manera que para cuando acabaran 500 médicos tendrían que pasar 14 años y eso no podemos esperarlo, por eso una solución puede ser justamente que cumpla Zoé Robledo con el tema del bono de sobresueldo", subrayó.

  • YouTube - Círculo Negro
  • Instagram - Negro Círculo
  • facebook
  • Twitter Round
5a4e2ef62da5ad73df7efe6e.png
facebook-messenger--v1.png