Por Roberto Bahena


El presunto autor material del homicidio de Tomás Rojo Valencia, activista y vocero de la etnia Yaqui, fue detenido y vinculado a proceso, aunque aún se encuentra abierta la investigación para dar con más posibles implicados.


Claudia Indira Contreras Córdova, fiscal general de Justicia del Estado, aseveró que se trata de Francisco Hiram “N” y/o Francisco "N", alias “El Morocho”, de 26 años de edad, quien se encuentra en prisión preventiva por el delito de homicidio calificado con premeditación, alevosía y ventaja; así como asociación delictuosa.


"La causa de muerte (De Tomás Rojo) fue un traumatismo craneoencefálico por lesiones producidas por contusión directa, el dictamen concluyente al delito de homicidio. La carpeta incluyo líneas de investigación del ámbito personal, profesional, de amistades, así como la relativa a su desempeño como destacado activista y vocero del pueblo Yaqui", aseguró.


Entre las acciones de investigación se realizaron cinco cateos en las comunidades de San Ignacio Rio Muerto, Bácum y Vícam, en conjunto con autoridades federales.


En calle Emiliano Zapata, esquina con Ignacio Allende, sin número, del barrio La Termoeléctrica de Vícam, se encontró un taller donde aparentemente se componían o modificaban armas de fuego, pues había 4 culatas de armas largas, 3 armas largas incompletas, una rama larga y una corta hechizas con sus respectivos cargadores, ocho cañones metálicos, entre otras partes más, así como 86 cartuchos de diversos calibres, así como casquillos percutidos.


Asimismo, se aseguraron nueve vehículos, seis con reporte de robo, dos con alteración en el número de serie y uno que fue utilizado para trasladar a Tomás Rojo desde que fue privado de su libertad, hasta el lugar donde fue asesinado.


Los vehículos fueron asegurados del 26 al 29 de junio, robados en Cajeme, Empalme y Bácum; mismos que eran de marca Lincoln Navigator, Ford Explorer, Toyota Tundra, Jeep Grand Cherokee, Dodge Ram, GMC Sierra Denali y Honda Accord.


"Realizándose acciones de inteligencia, indicios, entrevistas, dictámenes forenses y peritajes de criminalística llevaron a esta Fiscalía de Justicia de Sonora a la obtención de datos suficientes para solicitar la orden de aprehensión por el delito de homicidio calificado con premeditación, alevosía y ventaja; y asociación delictuosa. Se autorizó por la tanto por el juez, la orden de aprehensión, dado los datos de prueba recabados", aseguró.


Asimismo, el imputado fue detenido por personal de la Policía Municipal de Cajeme, durante un operativo, donde fue asegurado junto a otras personas que portaban un arma de fuego, por lo que fueron puestos a disposición de la fiscalía general de la República, para el 2 de julio, se ejecutó la orden de aprehensión, ya estando en detención.


Uno de los posibles móviles que pudieron llevar al asesinato del activista yaqui, pudiera estar relacionado con su labor como tal.


"Personas que pudieran estar vinculadas con grupos criminales, con intereses ajenos al pueblo originario Yaqui, interesados en beneficiarse ilícitamente con el cobro de cuotas en el tramo carretero. Tomás Rojo impulsaba una caseta de cuota que pudiera poner orden al proceso de cobro y que realmente fuera de beneficio fuera realmente para el pueblo originario Yaqui. La investigación se mantiene abierta", concluyó.

  • YouTube - Círculo Negro
  • Instagram - Negro Círculo
  • facebook
  • Twitter Round
5a4e2ef62da5ad73df7efe6e.png
facebook-messenger--v1.png